En el estado de Guerrero, una veintena de niños de entre ocho y 14 años de edad fueron presentados como nuevos policías comunitarios de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias de los Pueblos Fundadores (CRAC-PF) de los municipios de Chilapa y José Joaquín Herrera, en la comunidad de Alcozacán.

Los menores fueron capacitados para defender a sus familiares y pueblos ante un grupo delictivo que los ha acosado en las 16 comunidades del territorio comunitario de la organización.

Los niños portaron armas y el uniforme de la Policía Comunitaria cuando fueron presentados, después de una marcha en Alcozacán, donde hay un bloqueo desde hace seis días, cuando fueron asesinados diez músicos de este pueblo.

Bernardino Sánchez Luna, consejero de la CRAC-PF, dijo que los jovencitos  fueron preparados para el uso de las armas “porque han visto que el gobierno no tiene la capacidad ni el interés para defender a los pueblos indígenas de los grupos delictivos”.

Integrantes de la CRAC-PF marcharon en la comunidad de Alcozacán, de donde son originarios los diez músicos asesinados el pasado viernes en la comunidad Mexcalcingo, Chilapa. En la marcha participaron cerca de dos mil personas, entre policías comunitarios armados, los 19 menores y familiares de los masacrados.

¿Qué dice el presidente?

El presidente López Obrador afirmó que se tiene conocimiento de que a las organizaciones criminales se les está dificultando reclutar sicarios, por lo que están recurriendo a niños y jóvenes.

“Hemos dado información de que estamos atendiendo las causas, tenemos que enfrentar la violencia, hay que dar opciones a niños, a jóvenes, alejarlos de las armas, de la violencia y eso es lo que se está haciendo, en todos lados. Desde luego es un proceso atender las causas, que no haya esta opción, cancelar por completo esta opción de la violencia. Hay quienes sostienen del gabinete de Seguridad que se les está dificultando a las organizaciones conseguir sicarios y que están reclutando cada vez más niños y jóvenes, porque existe una competencia, los programas sociales están dando opción a muchos jóvenes y esto lleva a la desesperación y el querer fortalecer sus filas con niños, con jóvenes, no va a ser fácil, porque no vamos a dejar de atender a los niños, a los jóvenes”, señaló el primer mandatario.