El equipo de futbol Barcelona pagó la cláusula de rescisión del francés Antoine Griezmann, lo que le permitió anunciar la llegada del atacante procedente del Atlético de Madrid. El club barcelonés realizó el depósito de los 120 millones de euros de la cláusula del delantero galo, quien en mayo había anunciado al conjunto rojiblanco su salida.

 

El club blaugrana dijo que el zurdo firmará un contrato por las próximas cinco temporadas, hasta el 30 de junio de 2024, y contará con una cláusula de rescisión de 800 millones de euros. La cláusula de Griezmann, de 28 años de edad, era de 200 millones de euros, pero por contrato ésta se redujo en 80 millones a partir del 1 de julio.

El campeón del mundo en 2018 deja así al Atlético tras cinco temporadas, durante las cuales anotó 131 goles en 256 partidos. Para sustituir al “Principito”, la dirigencia madrileña ya había contratado hace unos días al portugués Joao Félix, por quien pagó 126 millones de euros.